Inicio Contacto Mapa del sitio RSS
 
 
 
|
Investigación
Aprender a convivir con el COVID -19
El virus va a seguir en nuestras vidas por mucho tiempo. La vacunación y la producción nacional de vacunas son estratégicas en esta etapa.
Vacunadora con jeringa en la mano

La particularidad del SARS-CoV-2 es que en muchos casos no genera inmunidad, tiene un enorme poder de transmisión, y cuanto más se contagia genera nuevas variantes que aumentan ese poder de transmisión. Por eso el Dr. Guillermo Docena, investigador del Instituto de Estudios Inmunológicos y Fisiopatológicos (UNLP-CONICET ), cree que el virus no va a desaparecer y para poder estar seguros y en forma saludable vamos a tener que seguir vacunando; sobre todo porque hemos demostrado que las vacunas funcionan, y protegen de la enfermedad severa. En consecuencia, para tratar de evitar, que este virus genere una neumonía y pase en forma asintomática o como una gripe, la única forma es recibir dosis de refuerzo cada cierto tiempo.

 "Nuestro país ha dado una lección en cuanto a la aplicación de vacunas en forma combinada; hemos demostrado, sostiene Docena, en estudios dentro y fuera del país que, que si se mezclan vacunas en los distintos estadíos de aplicación, la respuesta inmunológica es mayor". Para el investigador, en Argentina no se están viendo las "olas" de las variantes y sub variantes de ómicron A4 y A5, ni se produjeron la cantidad de decesos que si ocurrieron en otros países, porque nuestra población adquirió un grado de inmunización probablemente distinto al de otras regiones, que obedece a la variedad de vacunas que se han utilizado y al alto porcentaje de personas vacunadas. En una  publicación reciente del Ministerio de Salud de la Nación en el Boletin Oficial, se afirma que desde el inicio de la Campaña Nacional de Vacunación hasta el 6 de septiembre de 2022 se alcanzó una cobertura del 82,5% en población general y 81,7 % en mayores de 3 años con dos (2) dosis de vacuna, y de 46,7 % en población general y 73,5% en mayores de 60 años con el primer refuerzo.

Estudio con reconocimiento internacional

Cuando se produce la pandemia, el estado argentino, convocó a la comunidad científica que venía trabajando en la investigación referida a vacunas y respetó las recomendaciones propuestas. En ese sentido salió al mercado internacional a comprar la mayor cantidad de vacunas posibles, no importando la marca. Precisamente, la recomendación de las distintas experticias, llevó a vacunar a la población desde un método combinado.

En la actualidad, un estudio, interdisciplinario con especialistas de la Facultad de Ciencias Exactas de la UNLP, del CONICET, con la coordinación  del Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires,  llegó a la conclusión que el método aplicado durante la primera fase de la pandemia fue el correcto y fue tapa de la prestigiosa revista Cell Reports Medicine.

"Que esta revista de mucho impacto y prestigio en la comunidad científica, afirma el científico, haya elegido nuestro trabajo para ponerlo en su portada; marca la importancia de los resultados logrados con la vacunación en nuestro país, y la relevancia lograda no tan solo aquí, sino en el mundo"

Vacunas de segunda generación

En la actualidad se están utilizando vacunas denominadas de primera generación; su característica es que son intramusculares, están dirigidas al virus originario, que en la actualidad ya no circula, pero siguen siendo eficientes para evitar la enfermedad severa y la muerte. En cambio, las de segunda generación son aquellas que se denominan bivalentes y están dirigidas contra la variante original y ómicron. Dentro de las de segunda generación también están  las vacunas mucosales, como la intranasal. Su desarrollo ha llevado más tiempo, pero se espera que sean eficaces en disminuir la replicación viral en la mucosa nasal y de esta manera reducir la transmisión y los contagios entre personas, explica el Dr. Docena.

De los proyectos que se están desarrollando en nuestro país uno de ellos, Argenvac, trabaja en paralelo para lograr la vacuna convencional, aunque también están desarrollando una vacuna nasal que probablemente se aplicará mediante un spray. En el mes de noviembre se conocerán resultados muy importantes de Argenvac que seguramente garantizarán la continuidad del proyecto.

Estado actual del desarrollo de vacunas

Debido a la importancia que tienen las vacunas en esta nueva etapa de la convivencia con el COVID-19, es importante construir soberanía respecto de poseer vacunas y no tener que importarlas y estar atado a decisiones de otros países u otras empresas, destaca Docena.

En nuestro país se están desarrollando cuatro proyectos distintos para la fabricación local. Este aspecto es clave en el sentido de poder producirlas aquí y a un menor costo; pero también con la posibilidad de exportarlas a países de la región.

Por otra parte el desarrollo de vacunas en Argentina abrió una puerta muy importante que no solo redundará en el control del virus del SARS-V2, sino que la instalación de laboratorios con plataformas nuevas para producción de vacunas permitirá su síntesis local y además permitirá obtener otras vacunas del calendario nacional. Además, contar con esta capacidad local de producción de vacunas nos dará la posibilidad de dar respuesta rápida a nuevos contextos infecciosos que se presenten en el futuro.

 

 

Actualizado el 21/09/2022
 
 
 
 
Logo de la Universidad Nacional de La Plata con la leyenda "Universidad pública y gratuita".