Inicio Contacto Mapa del sitio RSS
 
 
 
|
Extensión
Agricultura Familiar en la agenda universitaria
El desarrollo en biotecnología, la Ley de semillas y los programas para fortalecer el sector fueron temas de debate.
Vista de la charla

En la Facultad de Ciencias Exactas, organizado por el Proyecto de Extensión  Banco de Germoplasma, se  llevó a cabo un encuentro relativo a la Agricultura Familiar y su relación con la UNLP. La Ley de semillas y los programas para la Agricultura Familiar fueron los ejes centrales abordados por especialistas en la materia.

Después de la crisis del 2001, distintos sectores provenientes de la Universidad, organizaciones sociales, sindicatos, generaron espacios de participación y discusión entre productores y consumidores.

En ese contexto la creación del Consejo Social de la UNLP permitió un espacio de encuentro entre las  problemáticas que traían los grupos sociales, las organizaciones, el territorio con los distintos grupos de investigación, extensión y docencia que existen naturalmente en en el ámbito académico, permitiendo fomentar distintas acciones en conjunto.

También la organización de las Jornadas de Agricultura Familiar, de la que  participan de varias facultades de la UNLP, permiten abordar desde diferentes ángulos las temáticas que preocupan al sector.

Pero, ¿Cuál es el sentido de este trabajo? Sergio Dumrauf, Coordinador del programa de Promoción y Fortalecimiento de la Agricultura Familiar Consejo Social UNLP, explica: "uno de los objetivos era reconocer a un sector que era invisibilizado, no solo para lo académico sino tambien para la ciudad. La plata no se reconoce como una ciudad productora de alimentos como la verduras y otro tipo de comestibles. En ese sentido la figura más fuerte son las ferias donde la interacción entre el productor y el consumidor es directa". No obstante el docente aclara que "este trabajo de extensión no pretende suplir la politica pública. El Estado tiene que estar presente, dar respuestas y plantear programas si quieren que un sujeto de la economía familiar-social, como el de la Agricultura Familiar, pueda ser protagonista de la alimentación de los argentinos"

Es en este marco que se viene trabajando entre distintas facultades con las instituciones del sector, como el INTA y las organizaciones de productores, para generar un programa de agricultura familiar impulsado por la Universidad a través del Consejo Social.

Hacia una agricultura sustentable

Una de las estrategias desarrollas para fortalecer  la Agricultura Familiar es un trabajo conjunto entre la Facultad de Ciencias Agrarias y la FCE que consiste  puesta en marcha de una Biofábrica Escuela.

"Estamos todo el tiempo dialogando la forma de transitar sistemas más sustentables, tendiente a producir hortalizas de calidad y sanas. Que el productor no se siga intoxicando con los agroquímicos y tampoco el suelo, el agua y el aire"; explica Guillermina Ferraris. Secretaria de Extensión FCAyF y Directora Biofábrica Escuela.

Este trabajo apunta a trabajar bioinsumos complejos como hongos y bacterias pero también aquellos más sencillos como los purines o los biofertilizantes, explica su directora. "Empezamos a vincular a los investigadores con los productores, y en este diálogo de saberes se empezó a llevar estos bioinsumos a situaciones reales de producción. Esta experiencia implicó capacitar a productores y evaluar en campo si esta posibilidad de producción es posible"

La clave está en la semilla

Aldo Casella, profesor de Derecho Agrario en la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE) menciona que "cuando se habla de propiedad intelectual en semillas, inovaciones vegetales y biotecnologia, en realidad estamos aludiendo a la consolidación de compañías que abordan la ´biotecnología moderna´ como forma de ingresar este concepto a los procesos económicos; hoy la biotecnología, agrega el docente,  es una forma de hacer negocios con la biología.

En consecuencia "cuando hablamos de ley de semillas, del concepto de propiedad intelectual; en realidad estamos hablando de enormes intereses económicos porque hay una gran concentración en torno a las  empresas que manejan biotecnología vegetal" Estos avances implican que, en nuestro país por ejemplo, se desarrolle la semilla transgénica.

Por eso, el núcleo del problema- sostiene Aldo Casella- es el uso de la semilla; el uso del material de reproducción. Porque lo que se pone en discusión es ese uso, es decir que el agricultor pueda disponer libremente de su producto y que lo pueda realizar sin necesidad de someterse a las condiciones de alguien que le dice que es poseedor de la propiedad intelectual sobre esa semilla para volver a ponerla en producción.

Esta problemática está atravezada por múltiples factores como la economía, la ecología, la seguridad alimentaria, la biotecnología y por lo tanto hay que tener una mirada global y compleja a favor de la producción agrícola y de alimentos.

 

Actualizado el 29/03/2019